jueves, 12 de abril de 2012

Liverpool 3-1 Everton, FA Cup 1986



"Merseyside, Merseyside"



Uno de los grandes momentos del Liverpool en la FA Cup fue la final de 1986, y ahora los reds vuelven a Wembley, para jugar en el antiguo campo de las torres gemelas, vamos a recodar la final que enfrentó a los vecinos, el día en el que Wembley gritó bien fuerte: “Merseyside, Merseyside”.

Por Jorge Olmos (@george_olmos)

La final de 1986 llegaba tras unos meses de depresión por todo lo ocurrido en Heysel el año anterior, y por eso fue una prueba de fuego para el equipo de Kenny Dalglish que si ganaba ese titulo lo podría unir al conseguido en Liga. Tuvo que vencer al Norwich, Chelsea, York y por último Southampton antes de la final en el Wembley de las torres gemelas. El Everton y el Liverpool se empezaban a acostumbrar a jugar en Wembley lo que fue conocido como “Mersey Monopoly”.

Los reds llegaban sin bajas importantes y con un baluarte en el banquillo y en el terreno de juego, Kenny Dalglish, que había recogido el testigo de Joe Fagan, meses antes con una gran volea ante el Chelsea había dado el título de liga contra el Chelsea. El escocés se puso manos a la obra y con un Ian Rush en estado de gracia, unido a la clase en el centro del campo de un jugador como Jan Molby los reds eran los favoritos, pero una final es una final y el Liverpool llevaba sin ganarla 12 años en la que el equipo de Bill Shankly se había impuesto al Newcastle United. Los toffees llegaban con una gran baja, Southall (el jugador que más derbis ha disputado) se había lesionado y fue suplido por el joven Bobby Mimms y en sus filas tenían a un jovencísimo Gary Lineker que suplía a Andy Gray. El joven inglés jugaría antes de hacer las maletas para irse al Mundial de México donde sería una de las figuras, y que le valdría su fichaje por el Barcelona.

Gary Lineker pondría en ventaja al Everton en la final


Todo lo que rodea a una final es algo mágico, como que Howard Kedall diera el once titular en el autobús que les llevaba a Wembley o que dos vecinos como Ronnie Whelan y Graeme Sharp se iban a enfrentar ya no en el jardín de su casa sino en Wembley. El partido comenzó como todas las finales como mucho respeto entre ambos tras alguna que otra llegada por parte de los dos conjuntos pero en un gran pase de Peter Reid, el balón le llegó en carrera a Gary Lineker que se marchó por velocidad de Alan Hansen, el 8 del Everton lanzó a portería, su primer disparo lo rechazó Bruce Grobbelaar pero le volvió a Lineker, la estirada del portero del Liverpool no pudo evitar el 0-1 que subía en el marcador toffee, era el gol número 40 de Lineker con el Everton esa temporada, minutos después Sheedy la tuvo en sus botas para poner el 0-2 pero así se marchaban los toffees con una victoria parcial al término de los primeros 45 minutos.

Al comienzo de la segunda parte llegaría según el capitán toffee Kevin Ratcliffe el punto de inflexión del partido. Un balón dividido entre Jim Beglin y Bruce llegó a Gary Stevens que desafortunadamente le entregaba el balón al irlandés Ronnie Moran, éste se lo cedía a Jan Molby que le metía un pase perfecto a Ian Rush, se zafaba del portero y marcaba, ese fue el gran momento del partido según el galés “Tan pronto como empatamos sabia que íbamos a ganar. El Liverpool nunca había perdido cuando yo había marcado” los toffees habían cometido el error no salir como en la primera parte y le dieron el balón al Liverpool y ahí es donde emergió la figura de Jan Molby que tras haberse perdido el partido contra el Chelsea que les daba el título de liga, Dalglish no le dio el 10 a otra persona que no fuera él y confió en el gran danés.

Craig Johnston, Rushie y Molby los grandes protagonistas de las final


Minutos después el Everton lo intentó pero un gran Grobbelaar sacaba un remate de Sharp y después Hansen desviaba otro centro de los toffees, pero en ese momento volvió a sobresalir la dupla Molby-Rush, tras un gran pase desde la defensa, el balón le llegó a Ian Rush que caído en la banda se marchó fácil de Derek Mountfield, su pase iría a Molby que se adentraba en el área, se iba de dos defensores toffees y su pase, tras no rematar Dalglish, llegaba a “Skippy” Craig Johnston que en el segundo palo ponía el 2-1, en tan sólo seis minutos habían finiquitado la ventaja toffee. La guinda del partido la volvieron a poner los tres mejores jugadores del encuentro, cuando faltaban 6 minutos para finalizar el encuentro el balón le llego a Jan Molby con un Everton al ataque el danés abrió el balón a su izquierda por allí subía Ronnie Whelan que levantó la cabeza y le puso un pase excelente a Rushie en el segundo palo, el goleador del Liverpool paró el balón y armó la pierna, poco pudo hacer Bobby Mimms ante tan gran disparo. Ian Rush comentaba después “Fue mi primera final de Fa Cup y recuerdo ir corriendo hacía la multitud y ver sus caras, fue un sueño hecho realidad para mi”.

El zapatazo de Rushie sentenciaría el partido


Con el pitido final la mitad roja de Wembley estallo por el triunfo, Kenny Dalglish en su primer año como entrenador-jugador había logrado Liga y FA Cup. Era difícil suplir a Joe Fagan y lo logró, pero lo más importante además del titulo fue todo lo que pasó alrededor de este partido, los supporters de los dos conjuntos lo vieron juntos, los dos equipos hicieron el paso de los campeones en autobuses descapotables en la ciudad de Liverpool “Fue emocionante había 500.000 personas en las calles para presenciar el desfile” comentaba Alan Hansen, y Graeme Sharp dijo “Los aficionados bajaron juntos, todo el mundo iba gritando “Merseyside, Merseyside” fue fantástico”. “Recuerdo en nuestro camino hacia Wembley ver coches con pañuelos azules en un lado de la ventana y rojos en la otra” comentaba el toffee Kevin Sheedy. No sólo ganó la F.A. Cup un equipo, la ganó toda la ciudad.




Ficha del partido:

10 de Mayo 1986,
Wembley: 98.000 Espectadores

Arbitro: Alan Robinson

LIVERPOOL: Bruce Grobbelaar, Mark Lawrenson, Jim Beglin, Alan Hansen, Ronnie Whelan, Steve Nicol, Kenny Dalglish, Criag Johnston, Jan Molby, Ian Rush, Kevin MacDonald

Manager: Kenny Dalglish

EVERTON: Bobby Mimms, Gary Stevens (Adrian Heath 72'), Pat Van Den Hauwe,Kevin Ratcliffe (c), Derek Mountfield, Peter Reid, Trevor Steven, Gary Lineker, Graeme Sharp, Paul Bracewell, Kevin Sheedy

Manager:
Howard Kendall

GOLES:
0-1 Gary Lineker 27'
1-1 Ian Rush 56'
2-1 Johnston 62'
3-1 Ian Rush 83'





3 comentarios:

Anónimo dijo...

Gran post Jorge!!

¡¡Merseyside, Merseyside!!

AJ_23

Anónimo dijo...

que se vuelva a repetir ...

Chulizas, el dijo...

Sería bonito que se siguiese viviendo así el fútbol, en lugar de la rivalidad que le caracteriza actualmente. Con esto no quiero decir que me de igual el resulatado, vamos Liverpool a por la victoria y a por la ansiada final!! YNWA