viernes, 22 de abril de 2011

Obafemi Martins


La bala nigeriana


Obafemi Martins podría ser llamado "el Willy Fog del fútbol". Este internacional nigeriano de tan sólo 26 años, ha dado bastantes vueltas por las distintas ligas del panorama europeo. Su periplo comenzó con 16 años en Italia, tras llegar de un equipo de su país, se enroló en las filas de la Reggiana aunque su gran salto en el mundo futbolístico fue su llegada al Inter de Milan. En su primera temporada sus números fueron espectaculares pero a medida que pasaban las temporadas sus volteretas (así celebra sus goles) eran menos asiduas y con la llegada de jugadores de más nivel que él (Crespo y Ibrahimovic) se le cerraron las puertas de la delantera neroazurri, por lo que se vio obligado a buscar un nuevo equipo en el que crecer.

Por Jorge Olmos (@george_olmos)

Su primera parada sería en Inglaterra, concretamente en Newcastle. Parecía que las cosas no le podrían ir mejor ya que nada más llegar heredó el numero del mítico Alan Shearer, pero las lesiones y otra vez la llegada de los fichajes de dos grandes delanteros (Owen y Viduka) le cerrarían las puertas de la titularidad del equipo de las Urracas. Otra vez debería hacer las maletas, está vez con destino Alemania y más concretamente al Wolfsburgo, no jugo mucho y otra vez su baúl volvió a hacer otra parada esta vez hacia la fría estepa rusa, el Rubin Kazan le esperaba. Uno de los nuevos ricos del panorama ruso estaba haciendo un gran equipo, aunque su historia con el equipo ruso sería efímera ya que, con el nacimiento de su hijo, pidió una cesión a un equipo inglés para estar más cerca de su familia.


El 31 de Enero hacía nuevamente las maletas destino Birmingham para jugar con los Blues, y con pocos días en la dinámica del equipo de Alex McLeish, tuvo la oportunidad de jugar unos minutos contra el Arsenal en la final de la Carling Cup de este mismo año. Cuando el partido tocaba a su fin marcaba el gol de la victoria, en el minuto 83. Tras un fallo de Szczęsny y de su compañero Laurent Koscielny le llegaba el balón al internacional nigeriano que hizo "el toque más fácil de su carrera". Martins ese día fue el héroe de una parte de la ciudad de Birmingham. Es, hasta la fecha, el único gol del internacional nigeriano con los blues.

1 comentario:

Ivan dijo...

Buen jugador esperemos que mañana no haga mucho por que si no traera problemas y en serio