domingo, 21 de septiembre de 2014

La lección que aprendimos del West Ham – Liverpool.


El llanto de un niño.


Si hemos o tenemos niños cerca el llanto de un niño a rabiar es molesto y hasta dan ganas de ser Herodes, por eso no seamos ese niño, esperemos a que termine y juzguemos, ayer cogimos tal rabieta que hubiéramos terminado con todas nuestras camisetas y rompiendo el altar que creamos con ilusión el año pasado, con mucha fe. Partido para olvidar, pero sin olvidar.

Por George Olmos (@george_olmos)

Había un entrenador, Luis Aragonés, que eso de que sus equipos vistieran de amarillo le traía mal fario, ayer muchos pensamos que el amarillo da mala suerte. Primera parte destellos de Balotelli y Sterling. Poco más, lo demás para olvidar, en la que los hammers con dos cositas y mucho amor propio nos destrozaron como una pequeña barca en una tormenta

Muchos cambios que acoplarse.

Hay que mirar hacia adelante, pensar que queríamos fichajes, claro pero hay que ensamblar las piezas, esto no se hace en un día, por poner dos ejemplos, Balotelli llegó en el pitido final del mercado, Adam Lallana se perdió toda la pretemporada, como Phil Jackson le pasaba cuando un jugador nuevo llegaba y tenía que saberse el “triangulo”, estamos ante ese momento de pensar y decir que poco a poco se juntarán piezas.

Iba a ser un partido físico y no nos sorprendió el mismo. 

Cosas buenas, Balotelli y las apariciones de Sterling.

El italiano es un jugador termómetro, parece que no está y de repente aparece, por eso hay que tener calma, en la primera parte tuvo destellos, sólo eso destellos, pero hay que intentar sacar cosas positivas a todo esto, el precipicio para tirarnos lo dejaremos para otro día ¿No creéis?

Muy blandos en los primeros compases del partido hicieron que en menos de 20 minutos ya fuéramos dos por debajo.  Sobrepasados en el juego aéreo, flojos en defensa y un portero que cuando el balón vuela y tiembla, claro oscuros en el belga , Mignolet estuvo bien desde fuera del área pero le tiemblan las canillas cuando el balón sobrevuela su área, el segundo gol es inconcebible en un portero de su envergadura. La primera con esos dos goles hubo cambio de planes, Manquillo al banquillo, por favor no hagamos rimas y teniendo que cerrar con tres centrales Sakho-Lovren-Skrtel Sterling como extremó derecho y Alberto Moreno izquierdo.


Raheem Sterling dio un paso adelante y se pudo las medallas al honor en el pecho, combinó e hizo un golazo tras rechace de disparo de Balotelli, cada vez se le ve con más aplomo en sus acciones y sabiendo que el ataque debe pasar por sus botas, desequilibra y lo intenta, en un partido gris de todos, él fue de los que más sobresalió de las tinieblas. Cambio de sistema, dos medio centros (Gerrard-Hendo) Sterling y Lallana por delante y Borini e Balotelli, pero tampoco se vio que fructificara mucho. 

Cambios para cambiar que no cambiaron. 

La segunda parte se les hizo cuesta arriba a los hammers que tras realizar una gran primera parte las fuerzas abandonaban, pero entre Mark Noble y Alex Song aguantaban al equipo de Allardyce. Con la salida de Lallana, que cuanto más cerca del área mejor, es mejor para los Reds, por un Leiva sobrepasado y falto de ritmo, hizo que los de Rodgers tuvieran arrojo y fueran a por el empate.

Un golpe que nos tambaleo, pero que no nos hará hincar la rodilla. 

A medida que pasaban los minutos llegaban los cambios, el “Italian Job” del principio se rompió, Borini que sólo jugo todo al rojo en los últimos instantes del mercado cumplió y estuvo muy participativo y es un jugador para poder utilizar, no estuvo nada mal en las acciones que tuvo, dejó su lugar a Rickie Lambert que apenas intervino.

El tercer gol llegó como consecuencia de una acción de “primero de fútbol” los balones no se despejan al medio, Sakho, el malo de los dos de ayer, no debió ir a esa lección y con esa acción se acaba el encuentro.

Partido muy físico, lo que se esperaba, los hammers para parar las acometidas de los Reds fue hacer el partido largó, mucha interrupción, acomodarse y salir a la contra, juntos y sin espacios. Tercera derrota y pensar que el calendario no fue el ideal para ensamblar piezas, tiramos de orgullo y con ansiedad, pero no seremos niños ni cogeremos tal rabieta.




KENNY DALGLISH: DIAFRA SAKHO. El jugador senégales llegado del Metz estuvo descomunal en su banda y cayendo hacia el centro en la primera parte, gran partido, volvió locos a los Reds-Amarillos. Bajo su rendimiento en la segunda parte, pero siempre estuvo a gran altura cayendo a las bandas y haciendo la vida imposible a la defensa Red.



JOHN BARNES: MARK NOBLE. Él y Song sujetaron al centro del campo hammers, es un capitán, la bronca a Adrián por perder los papeles fue de llevar los galones. Fue el jugador que tuvo la pausa necesaria para que los suyos fueran a por la victoria.



CALAMITY JAMES:  LIVERPOOOL. No estuvimos, flojos y sin carácter, mucho trabajo por hacer y cosas por construir.



RAZOR RUDDOCK:  ADRIAN. Estuvo nervioso todo el partido, intentó sacar de sus casillas a Balotelli encarándose y sacó los tacos sin razón a Borini en una acción que no venía a cuento.


7 comentarios:

Moises Asd dijo...

Un comentario de una entrada anterior me hizo pensar en algo... Estamos nuevamente en una curva de ajuste y aprendizaje en cuanto a cómo jugarle a cada equipo. Si bien la temporada pasada sacábamos el resultado a estos equipos físicos, esta temporada las cosas se han puesto un poco hacia arriba (con la falta de Sturridge)y siento que estos partidos fueron experimentos un poco "riesgosos" para aprender a destrabar el cerrojo que ponen estos equipos.

En otra nota, me agradó la inclusión de un tercer central, aunque hubiera preferido volcar de plano el juego a las bandas conservando a manquillo y a moreno para que den un poco de seguridad atrás, aunque esto ya nos deja 5 jugadores para todo lo que queda de cancha, tenemos jugadores incansables como Hendo y algunos creativos que pueden jugar perfectamente por las bandas (Markovic o Lallana)y así poder conservar los 2 delanteros, a los que aún les tengo fe en la teoría.
A pensar en el Martes, gracias a los del Blog por brindar estos espacios y estas lecturas. Recordemos que nuestro lema es You'll never walk alone.

Andres Grimm dijo...

Para mi el problema del Liverpool ya trasciende a lo netamente individual y grupal; el problema es de táctica y ayer quedó más que claro.

Si a los 20 minutos te ves obligado a hacer un cambio de sacrificio es porque aceptas que la cagaste de salida, y en mi opinión BR la embarró desde el minuto 1'. Y eso no habla bien del técnico, me refiero a sacar a un jugador que viene rindiendo y jugando bien como Manquillo para meter a otro que a priori era titular como Sakho. Creo que el problema es que BR (...)

NO SABE QUE QUIERE HACER!!

No sabe si parar dos referentes de área:
- ¿Meter a Lambert cuándo necesitas tener el balón y creación para que funcione, y no lo tienes?
- ¿Poner de salida a Borini un jugador que no acumula nada de minutos cómo para salir de titular y que encima no tiene peso ofensivo ni la entereza para bajar a ayudar y recuperar balones?

No saber manejar la moral del equipo:
- ¿Transmitirle a TODOS tu indecisión de cara al juego? Algunos técnicos no hacen cambios de sacrificio rápido porque saben que ese sentimiento de conflicto táctico se transmite a los jugadores.

Encima no entiendo lo de poner a Skrtel de salida, ayer se notó cómo está claramente falto de ritmo, no se entendió con nadie. Y BR lo notó por eso metió a Sakho, pero yo pienso que debió ser hombre por hombre y no por el lateral.

EN fin, criticar es fácil, pero sacar soluciones es trabajo del técnico. Liverpool tiene más equipo y TODOS podemos ver eso, pero BR está haciendo un Villas-Boas.

Hasta que me demuestre lo contrario:
- BR fichó por fichar y ahora no tiene ni idea de que hacer.
- No sabe montar un equipo titular.
- No sabe qué hacer con los nuevos.
- No sabe cómo manejar dos torneos al tiempo, ayer era para darle descanso a los jugadores que se mataron contra el Ludogoretz y en su lugar salió con el mismo planteamiento ineficaz y pagamos caro.

En mi opinión BR debe darle la vuelta a esto lo mas rápido posible o ir viendo otra opción. La idea del proyecto es avanzar, no llegar a la meta y caminar para atrás.

Dicen que no hay delanteros... ¿En serio?

Delanteros hay, el problema es que no hay mediocampo. Ayer los 3 que jugaron hicieron nada. Gerrard, Henderson se vieron exhaustos desde el minuto 1' y a Leiva lo quisieron poner donde no sabe. No habia creación y sorprendentemente no había contención, y más sorprendente aún: no había precisión en los pases!

Desde la victoria ante el Spurs el equipo está jugando a nada y el técnico no sabe que hacer, las cosas van de mal en peor cuándo un equipo tiene mal las bases. (Vease pases, desmarques o hasta una simple presión en un saque de banda que parece los pobres no conocen).

Ojalá le encuentren vuelta al asunto rápido. Porque las cosas pintan muy muy muuuuuuuuy mal, no pintan a nada.

-YNWA-


Marcos Magnoli dijo...

Para que darle descanso a los jugadores en la fecha 5...

Marcos Magnoli dijo...

La temporada pasada nos quejabamos de que no habia recambio y siempre jugaban los mismos, ahora nos quejamos de que no sabe a quien poner.

Es mejor que tenga ese problema, demuestra que tenemos un plantel amplio y claro que se tardara en encontrar el funcionamiento ideal, ningun equipo rinde de maravillas con tantos nuevos fichajes en pocos partidos de adaptacion.

Marcos Magnoli dijo...

Por si fuera poco, Coutinho y Henderson lesionados.

Carmelo dijo...

Pregunto amigos... no creen que el pequeño cambio de plantilla que hemos sufrido no tiene que ver con estos resultados?

Carmelo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.